Pescando con ninfas ligeras: Cuando la pesca con ninfa no es cuestión de peso.

Los que me conocen, saben que pescar con ninfas ligeras es una de las técnicas que más me hace disfrutar y, desde luego, no desaprovecho ninguna ocasión para atar una ninfa en el tippet. Por esa razón me he animado a escribir un artículo donde hablar sobre las ideas básicas en las que me apoyo cuando quiero pescar de esta manera.

sight f nymph
Por su comportamiento y abundancia, las imitaciones de bétidos son con frecuencia una garantía de éxito

Una vez llegados a este punto, lo ideal sería definir qué es una ninfa ligera. Y digo bien, lo ideal, porque en algunos casos una ninfa ligera y otra de un peso medio/bajo se encuentran bailando en una línea muy fina. Yo normalmente digo que una ninfa ligera es aquella que puedes lanzar con un bajo largo y que no cree apenas dificultades/interferencias en el desarrollo del lanzado (Cuando hablo de lanzarlas con un bajo largo, no me refiero a la pesca al hilo). Con lo dicho anteriormente entramos en otra definición de poca calidad, puesto que la técnica del pescador tiene también mucha influencia, por esa razón creo que lo más útil es comentar cuales son aquellas ninfas que yo considero “ninfas ligeras”. En esa definición, para mí tienen cabida las ninfas que no tienen nada de peso añadido, las que tienen alguna vuelta (3-5) de plomo de poco grosor, las que llevan una bola de latón de tamaño igual o inferior a 2,3 mm o las que llevan una bola de tungsteno de 1,5 mm (aunque estas últimas no suelo usarlas). Otra consideración importante: Cuando hablo ninfas ligeras, el tamaño es indiferente, digo esto porque en muchos casos de asocia ninfas ligeras con ninfas pequeñas, pero nada más lejos de la realidad.

czech nymph

En cuanto a cañas, bajos o, líneas más adecuadas para pescar con esta técnica, hay que decir todo ello se encuentra bajo la influencia del dragado. Hay que tener en cuenta que la ninfa va sumergida y una parte del tippet también lo estará. La velocidad de la corriente es mayor en la superficie y va decreciendo a medida que aumenta la profundidad y por esa razón la parte del bajo que está hundida actuará como un ancla, la diferencia de velocidad entre la parte del bajo sumergida y la parte que flota sobre la superficie crea una tensión que nos lleva directamente a la aparición del temido dragado y eso impide una deriva natural de la ninfa. Por esa razón el equipo que utilicemos debe estar pensado para evitar el dragado tanto como seamos capaces. En consecuencia, si tuviera que elegir mi equipo ideal, me quedaría con una caña de 10 pies y bajos largos, que tengan un ahusamiento poco pronunciado y con un tippet generalmente  muy largo. En cuanto a líneas, prefiero usar cañas de línea 4, con un cono delantero más bien corto, lo cual nos permite disponer de la energía suficiente para mover esos bajos largos con soltura. Y evidentemente llegados a este punto, a todo ello es muy útil acompañarlo de una buena técnica de lanzado, especialmente en cuanto a lances de presentación. Aquí hay que tener en cuenta que en muchos casos la mejor forma de conseguir una deriva natural es con lances aguas abajo.

green buzzer
En ocasiones, un poco de brillo es muy útil cuando las truchas no están muy activas

Una vez dicho todo lo anterior, ya solo queda meterse en el río y empezar a pescar.

Cuando pretendemos pescar con ninfas ligeras, lo ideal es buscar aguas tranquilas, las tablas de ríos de llanura son el lugar ideal, aunque casi en cualquier lugar se pueden encontrar posturas adecuadas para su uso.

eds
Un lugar perfecto para usar ninfas muy ligeras y una pesca tranquila

Pescar con esas ninfas se puede afrontar de dos formas diferentes, por un lado podemos dejar que las ninfas naveguen en una “deriva muerta” o imprimirle un poco de movimiento a las artificiales.

killer bug3
Killur bug, imitaciones muy generalistas pero que siempre habrá algo parecido en el agua y de ahí su éxito

Si pescamos a usando derivas muertas, tenemos que tener disponer de algo que nos muestre cuando el pez toma la ninfa. Esto es fácil de solucionar, se puede usar un indicador de picada (ya sea una mosca seca o uno clásico) que es la forma más sencilla y que además funciona estupendamente o se puede usar un bajo de línea con la parte gruesa de un color visible, con ese bajo de línea bien engrasado, pueden intuirse las picadas claramente cuando el bajo hace algún extraño (creo que esta última opción en la mes me gusta). Pescar con “deriva muerta” se adapta muy bien a tablas de flujo laminar y uniforme, corrientes suaves, raseras, etc..

La otra forma de pescar con ninfas ligeras consiste en intentar imprimir un cierto movimiento a las artificiales. Para ellos debemos lanzar y recoger lentamente. Esto es simple y complicado al mismo tiempo. Simple porque es una pesca que no tiene grandes exigencias técnicas, pero al mismo tiempo complicado porque lo difícil es dar con la cadencia adecuada, o más bien adaptarla a las condiciones que marca el río, pues dependiendo de los insectos que estén activos debemos variar la recogida de la línea.Pescar así está especialmente indicado en tablas muy lentas o grandes pozos. En estas circunstancias, las ninfas como muchas fibras sueltas que le den movilidad a la ninfa, sin lugar a dudas, la mejor opción. Sobre la cadencia y estilo de recogida, es difícil recomendar algo concreto porque como he dicho, es algo bastante complejo, pero si diré que hay que intentar que cada desplazamiento de las ninfas sea muy corto, incluso podría decirse que en ocasiones cuanto más cortos sean los desplazamientos que provoquemos mayores probabilidades de éxito tendremos.

green butt pheasant
Un torax con fibras largas suele ser sinónimo de eficacia en estas condiciones

Llegados a este punto, creo que lo mejor es acabar aquí para no extenderme demasiado, aunque si genera interés entre los que leeis, podría escribir alguna entrega más.

truchaninfa
Y si las ideas están claras y las ejecutamos bien, el resultado termina llegando

Un saludo y recuerda: usa esta información para tratar bien a los peces!

Anuncios

2 comentarios en “Pescando con ninfas ligeras: Cuando la pesca con ninfa no es cuestión de peso.”

  1. Muy instructivo Miguel. Sí que es verdad que este tipo de pesca me ha suscitado interés en varias ocasiones pero una vez en el río siempre tendemos a ir a “lo malo conocido”. Esta temporada intentaré poner en práctica estos sabios consejos.

    Un saludo!

    Me gusta

    1. Muchas gracias Mario. Te entiendo perfectamente, en ocasiones es más fácil no salir de la zona de confort, pero no lo dudes, da el paso y prueba, seguro que es algo que te hace mejoras como pescador. Respecto a sabios consejos… mejor dejémoslo en consejos, que aun queda mucho por aprender.
      Un saludo y gracias por el comentario

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s